NO SOY YA UN NIÑO

Los hombres de Mazenod se vieron forzados a abandonar Venecia en noviembre de 1897, huyendo a Nápoles. Todo lo que Eugenio había aprendido de los Zinelli habría de ser hecho a un lado por algunos años, cuando descubrió otras atracciones y estilos de vida en Nápoles y Palermo. La base colocada por Don Bartolo era sólida y formaría el cimiento de la vida de  Eugenio de nuevo, cuando recuperara el juicio cerca de 10 años después en Aix.

El Padre Pielorz (The Spiritual Life… pág. 64) nos dice que en Venecia “a través de su ejemplo, los maestros imbuyeron en su estudiante el deseo de seguirles en la vocación al sacerdocio…. Desafortunadamente, la incipiente vocación no pudo competir con la crisis de la juventud. Comenzó a disiparse en Nápoles y desapareció durante los años de 1800-1805, para dar paso a la ambición y búsqueda de la gloria mundana. Don Bartolo trató de controlar la crisis a través de sus cartas, recordando a Eugenio de su “disposición” durante su estancia en Venecia y sugiriendo le siguiera y entrara a la Sociedad de la Fe. ¡Pero fue en vano! Eugenio en su última carta a Don Bartolo, fechada Noviembre 4, 1801, respondió en forma desafiante a su antiguo maestro:

“No soy ya un niño; He crecido y soy un hombre!”

Cuando este “hombre” creció de verdad, cambió, reconoció y redescubrió el tesoro que Bartolo Zinelli le había dado para su vida. Sería la gracia de la experiencia de su conversión.

He buscado, pues, la felicidad lejos de Dios y no he encontrado lejos de Él más que aflicción y pesadumbre..

Diario de Retiro, Diciembre 1814, O.W. XV núm.130

Seguramente es la historia de cada uno de nosotros en la lucha continua de nuestra conversión.

SPANISH

“Siendo un niño de 14 años, mi padre era tan ignorante que difícilmente podía estar cerca del viejo. Pero cuando llegué a los 21, me sorprendió todo lo que el viejo había aprendido en siete años.” -Mark Twain

Esta entrada fue publicada en diario. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *