CELEBRANDO LA NOCHE DICHOSA EN QUE NUESTRO ADORABLE SALVADOR NACIÓ EN UN PESEBRE

Eugenio fue ordenado sacerdote el 21 de diciembre de 1811 y celebró su “Primera Misa” en Nochebuena, invitando a su madre a unirse a él de forma especial.

Querida mamá, únase a mí en Nochebuena, participe en los santos misterios en Aix, mientras los celebraré por usted en Amiens, en la más fervorosa de las comunidades [ed; las Hermanas del Sagrado Corazón]; hablemos cada quien con nuestro buen Maestro, quien seguramente no podrá negarnos nada en un día tan hermoso…

Carta a su madre, Diciembre 8, 1811, E.O. XIV núm. 96

La costumbre entonces era pasar algunos días en retiro después de la ordenación, preparándose para celebrar Misa por primera vez.  El día de su ordenación había escrito antes:

La dejo, querida y buena mamá. He tomado tres días para acostumbrarme a la idea de que soy sacerdote y prepararme para celebrar los divinos misterios la noche dichosa en que nuestro adorable Salvador nació en un pesebre.

Carta a su madre después de su ordenación sacerdotal,

Diciembre 21, 1811, EO XIV núm. 97

 

PAUSA POR NAVIDAD

Les deseo las bendiciones de Navidad.

Eugene volverá a hablar el 21 de enero

Posted in Uncategorized | Leave a comment

EN PREPARACIÓN PARA LA NAVIDAD CON SAN EUGENIO

Uno de los momentos especiales de oración para Eugenio era poder unirse con sus seres queridos ante la presencia de Dios. En la tradición de los Oblatos hemos llegado a conocer este ejercicio como “oraison.” Siendo seminarista en París escribió a su madre una mañana de Navidad, describiendo cómo había estado unido a ella en la Misa de Medianoche, a pesar de la distancia que les separaba.

¡Ah! mi querida mamá ¿puede creer que he estado con usted anoche? Y meditando tanto sobre la santa Madre de nuestro Dios, que acaba de recibir gran consuelo al dar al mundo a su Salvador, y al mismo tiempo sentir tan vivamente la pobreza, la indigencia y la miseria en la que vio a su divino Maestro humillado por amor a los hombres, ¿cómo no acercarme a usted tan tiernos sentimientos? Sí, mi buena madre, hemos pasado juntos la noche al pie del altar, que para mí era el pesebre de Belén;  juntos ofrecimos nuestros dones al Salvador, pidiendo nacer en nuestros corazones y fortalecernos en nuestras debilidades, etc.
Bien conoce mi corazón formado del suyo, así que debe bien saber que el sentimiento sigue vivo, tanto como en el de usted.

Carta a su madre, Diciembre 25, 1809, EO XIV núm. 37

¿A quiénes me uno frente al pesebre de Belén este año?

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS: NOTA BENE – EL EJEMPLO ES LIDERAZGO

El remedio a la trágica situación de la Iglesia – y específicamente, al daño ocasionado por la “pereza, la indiferencia y la corrupción entre el clero”- propuesto por Eugenio es el buen ejemplo de los sacerdotes. “El ejemplo es liderazgo” , decía Albert Schweitzer – y era difícil encontrar a alguien más convencido de esto que al propio Eugenio.

Nosotros reconocemos el familiar tema fundacional que vuelve constantemente: tras las huellas de los apóstoles, “ser” para “hacer”, “todo por Dios”, etc…:

Para ello es preciso formar apóstoles que, después de convencidos de reformarse a sí mismos – “vela por ti mismo” – trabajen con todas sus fuerzas en convertir a los otros: “Vela por ti mismo y por la enseñanza”, era el encargo de Pablo a Timoteo, “persevera en estas disposiciones, pues obrando así te salvarás a ti mismo y a los que te escuchen” (1 Tim 4, 16)
Y como hemos visto que la fuente verdadera del mal era el descuido, la avaricia y la corrupción de los sacerdotes, una vez reformados esos abusos, los otros cesarán.

Regla de 1818 Capítulo primero, §3. Nota Bene. Missions, 78 (1951) p. 15

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS: NOTA BENE – ANÁLISIS ANTES DE LA ACCIÓN

Los Misioneros, dedicados al proceso de reconstruir la Iglesia tras la Revolución Francesa, entregaron su vida para atraer a los abandonados, víctimas de la revolución, a la plena comunión con Jesucristo y los miembros de su Cuerpo. Para ser efectivos, era necesario tener un claro análisis de la situación a la que querían responder a través de su ministerio.

Para alcanzar el éxito en esta santa empresa, es preciso primero buscar las causas de la depravación que hoy está haciendo a los hombres esclavos de todas sus pasiones.
Se las puede reducir a tres capítulos principales:
§  1. La debilitación, por no decir la pérdida total de la fe;
§  2. La ignorancia de los pueblos;
§  3. La pereza, el descuido y la corrupción de los sacerdotes.
…Como esas causas son conocidas, es más fácil ponerles remedio.

Regla de 1818 Capítulo primero, §3. Nota Bene. Missions, 78 (1951) p. 15

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS: NOTA BENE – LAS DOS CARAS DEL CUADRO

¡Uno puede tocar la intensidad de las emociones de Eugenio! Cuando reflexionó sobre la situación de la Iglesia en Francia expresó su horror por el comportamiento de algunos sacerdotes que no vivían a la altura que pedía su vocación.

Luego le ponía un contraste a esto al describir su admiración y sobrecogimiento por la belleza de la vocación del Misionero. Lo hace con el mismo sentido de sobrecogimiento con el que reflexiona sobre la Iglesia.

La Iglesia, esa hermosa herencia del Salvador que él había adquirido con el precio de toda su sangre,
y luego contempla la otra cara de la situación:
ha sido devastada en nuestros días de manera cruel.
La iglesia, el Cuerpo de Cristo, es la magnífica herencia que nos ha dejado el Salvador mismo. Pero, con dolor y tristeza, Eugenio describió el estado al que había quedado reducida:
Esta esposa querida del Hijo de Dios casi no le da a luz más que monstruos. La ingratitud de los hombres llega al colmo; la apostasía pronto se hace general;
y, aparte del sagrado depósito que será conservado intacto hasta el fin de los siglos, no quedan del cristianismo más que las trazas de lo que fue, de modo que se puede decir con verdad que, a causa de la malicia y corrupción de los cristianos de nuestros días, su condición es peor que la de la gentilidad, antes que la cruz derribara los ídolos..

Regla de 1818 Capítulo primero, §3. Nota Bene. Missions, 78 (1951) p. 15

Me pregunto qué escribiría Eugenio hoy si su Nota Bene fuera situada en nuestro mundo actual. El Pueblo de Dios, aquella gloriosa herencia obtenida por el Salvador a costa de toda su sangre, continua siendo en nuestros días cruelmente devastada… El Vaticano II acentuó que nosotros somos el Pueblo de Dios…

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS:  SU AMBICIÓN DEBE ABARCAR LA TIERRA ENTERA

Entonces, consciente del hecho de que son solamente 6 sacerdotes y 3 escolásticos por el momento, su entusiasmo no puede ser contenido – ellos tienen grandes sueños:

y aunque
por su escaso número actual
y por las necesidades más apremiantes de los pueblos que los rodean,
tengan que limitar de momento su celo a los pobres de nuestros campos y demás,
su ambición debe abarcar, en sus santos deseos,
la inmensa extensión de la tierra entera

Regla de 1818 Capítulo primero, §3. Nota Bene. Missions, 78 (1951) p. 15

El encuentro diario de Eugenio en la oración con el Salvador y su espiritualidad enraizada en la Biblia, le llenaban de confianza para tener grandes sueños. ‘No tengan miedo, mi rebaño pequeño, porque es la buena voluntad del Padre darles el reino. Lucas 12:32

Él se había descrito como poseedor de un corazón tan grande como el mundo, y con su convicción, podía visualizar el grano de mostaza que crecía desde Aix en Provence –llegando hoy a todos los continentes del mundo, donde están presentes los miembros de la familia Mazenodiana…

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS:  NOTA BENE – ¡UN MOMENTO “WOW”!

Eugenio es cautivado por la hermosura de nuestra vocación. Esta realizada en el cielo y es una invitación a entrar en el reino de los cielos dándonos el encargo de ser, nada menos, que ¡los cooperadores del Salvador!

¿Qué fin más sublime que el de su Instituto?
Su fundador es Jesucristo, el mismo Hijo de Dios;
sus primeros padres, los Apóstoles.
Son llamados a ser los cooperadores del Salvador, los corredentores del género humano;

Regla de 1818 Capítulo primero, §3. Nota Bene. Missions, 78 (1951) p. 15

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS:  NOTA BENE – ¡QUÉ FIN MÁS SUBLIME QUE EL DE SU INSTITUTO!

¡Qué fin más sublime que el de su Instituto!

Eugenio repite, con palabras diferentes, los tres pilares fundamentales de nuestra vocación que había escrito en nuestro artículo primero.

NOTA BENE-¡TOMA NOTA! Su fundador es Jesucristo, el mismo Hijo de Dios;

La Congregación tiene su origen en la llamada de Jesús –Él es su Fundador. Cada Misionero forma parte de este cuerpo debido a tener conciencia de una invitación personal por parte de Jesucristo.

NOTA BENE-¡TOMA NOTA! sus primeros padres, los Apóstoles.

Somos llamados en comunidad. Pero no solamente como una comunidad cualquiera, sino como una comunidad que sigue el ejemplo de Jesús y los apóstoles. Más que de seguir, se trata de una inserción en la comunidad evangélica de Jesús, los apóstoles y los primeros discípulos. Es una continuación de esa comunidad.

NOTA BENE-¡TOMA NOTA! Son llamados a ser los cooperadores del Salvador, los corredentores del género humano

El tercer pilar es la misión: aquel de conducir a la gente a la misma experiencia de salvación que los Misioneros estaban viviendo. De ahí la escueta definición de lo que es un Misionero: “cooperador del Salvador” – ¡nada menos que un corredentor!

NOTA BENE – -¡TOMA NOTA!. ¡Qué fin más sublime que el de su Instituto!

Me quedo sin respiración cada vez que medito sobre estas palabras. Si vivimos esta realidad de un modo convincente, ¡a lo que nos llama una iluminación misionera de nuestra vocación! Si realmente vivimos estas palabras en toda su plenitud, ¡qué diferencia marcaríamos en el mundo…  NOTA BENE – -¡TOMA NOTA!.

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS: NOTA BENE – ¡TOMA NOTA!

Habiendo reflexionado sobre el daño causado a la Iglesia por los malos sacerdotes, Eugenio mete su pluma en el tintero y emprende una apasionada reflexión sobre la vocación del Misionero. NOTA BENE, escribe: ¡toma nota!

El texto que sigue es conocido por nosotros como “El Prefacio”, en la forma en que nosotros lo hemos recibido.

Eugenio intenta contrarrestar el estrago causado por los malos sacerdotes poniendo en alto el ideal de lo que es un sacerdote Misionero Oblato.

¡Qué fin más sublime que el de su Instituto!
Su fundador es Jesucristo, el mismo Hijo de Dios;
sus primeros padres, los Apóstoles.
Son llamados a ser los cooperadores del Salvador,
los corredentores del género humano;

Regla de 1818 Capítulo primero, §3. Nota Bene. Missions, 78 (1951) p. 15

Aquí, de una forma sucinta, está la semilla de la vocación del Misionero para todos aquellos que están llamados a vivir según el sueño de Eugenio.

Posted in Uncategorized | Leave a comment

HACE 200 AÑOS: LA  PREOCUPACIÓN POR LA JUVENTUD

Los monasterios habían sido pioneros de la educación en Europa, de este modo fue esta preocupación por la juventud lo que también motivó a Eugenio en su ministerio con los jóvenes (el cual hemos analizado en detalle en las entradas de las semanas previas).

“Art. 3. Por eso también los miembros de esta Sociedad se dedican además a instruir a la juventud en sus deberes religiosos, a apartarla del vicio y de la disipación, y a habilitarla para cumplir como es debido las obligaciones que la religión y la sociedad tienen derecho a imponerle en los diversos estados a los que se destina.

1818 Règle, Première partie, Chapitre premier. De la fin de l’Institut. § 2.
Missions, 78 (1951) p.13-14

Con la caída de Napoleón, las órdenes monásticas comenzaron a ser restauradas, y la preocupación de Eugenio dejó de ser necesaria, a excepción de lo que se refiere a aprender de su ejemplo el que toda la jornada esté enfocada al ideal de una plenitud de vida en Dios.

Posted in Uncategorized | Leave a comment